El carnaval, una celebración cristiana que hace de introducción a la semana santa. Antiguamente se festejaba como una preparación ante la abstinencia de ciertos alimentos, entre otras prohibiciones, que iban a producirse durante la Cuaresma, en la que predominaba la permisividad y el descontrol. Por ello era una fecha para disfrutar de la gastronomía, de la fiesta y de una liberación anónima donde todo vale, en la cual los disfraces, la música y la comida son los protagonistas.

La carne es uno de los platos principales de esta celebración, por ser el alimento prohibido durante la Cuaresma se convertía en la exquisitez de estas fechas, por ello mantenía una estrecha relación con el término “carnaval”.

Esta es entre muchas una de las explicaciones sobre el significado etimológico del carnaval.
En cuanto a la gastronomía, aún se conservan ciertos platos típicos de cada zona para estos días de festejo, como son las orejas de carnaval típicas en Asturias y Galicia, guisos, dulces y otras recetas. Suelen ser alimentos de gran densidad calórica y ricos en grasas.

Publicidad

En este caso las orejas de carnaval se componen de harina, mantequilla, azúcar y huevo, en esta zona del norte también se elabora el Cocido de Entroido con garbanzos, patatas, berzas, repollo, gallina, lacón, rabo, panceta y chorizo. En Asturias es más conocido el Cocido de Antroxu, Empanada de boroña con tres carnes, pote de berzas o pote asturiano y picadillo de cerdo de matanza.

Si nos acercamos a Cataluña podremos consumir embutidos, cocas cubiertas de chicharrón, piñones y azúcar conocida como Coca de Llardons o butifarras blancas de huevo. En Lleida, hay un concurso en Pallars Sobirà, donde preparan un embutido que llaman Farcit de Carnaval es el estómago de cerdo relleno de carne picada con huevos, pan y pasas.

Durante el conocido carnaval de Tenerife se disfruta de sopas de miel hechas con pan, miel de caña, canela, matalahúva y corteza de limón. También las torrijas de leche o vino son muy populares, las tortillas de carnaval o buñuelos.

En Andalucía se consumen las tortas de Carnaval, postre elaborado a partir de los dulces que han sobrado en Navidad. En ciudades como Cádiz son típicas las tortillitas de camarones y el «pescaíto» frito. Actualmente se celebran eventos culinarios como: la pestiñada, la erizada, la ostionada, la pulpada, la ortigada, la berzada, o la panizada, creados a partir de las peñas del carnaval.

Por último no debemos olvidarnos de El Bierzo, con denominación de origen del Botillo, hecho con costillas de cerdo adobadas, que se cura y se introduce en una tripa de cerdo. Siendo uno de los productos más típicos del carnaval.
Con estos platos os podéis hacer una idea de la variedad de comidas tradicionales que se elaborarán para esos días pero siempre podréis crear vuestro menú de carnaval. Para que os inspiréis os dejo dos direcciones donde mirar recetas:

http://www.gastronomiaycia.com/tag/recetario/
http://www.consumer.es/alimentacion/recetas/

No os olvidéis de disfrutar de esta fiesta y de la mejor forma bailando! ya que al mismo tiempo estaremos realizando un ejercicio aeróbico que vendrá bien entre tantos excesos.

Publicidad
¡Mantente actualizado gratis!

Recibe en tu correo los últimos artículos y vídeos sobre nutrición y salud, recetas y menús saludables. Un máximo de 2 e-mails al mes con información útil y práctica.

Tu información no es compartida con terceros

DEJAR UNA RESPUESTA

¡Introduzca su comentario!
Por favor, escriba su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.