fbpx
Publicidaddietista nutricionista online
Inicio Control del peso Adelgazamiento El engaño de los alimentos ‘LIGHT’

El engaño de los alimentos ‘LIGHT’

De la misma forma que os habéis sentido atraídos por la palabra ‘light’ del título de este post, nos vemos atraídos en el supermercado por la palabra ‘light’ que acompaña a ciertos alimentos como patatas, cacao en polvo, mantequillas, mayonesas…Pero, ¿por qué es una palabra engañosa?, ¿no ayudan estos productos a bajar de peso?, ¡si la palabra light significa que no engordan!, ¿no?

Y yo me pregunto ¿qué significa para vosotros que un alimento ‘no engorda’?, ¿qué no tiene calorías, grasas, azúcares, etc.? Entonces, ¿la palabra light es lo mismo que sin?, ¿consumir un alimento light es lo mismo que consumir un alimento 0%?

Definición de ‘light’

- Publicidad -

 Para poder responder a estas preguntas primero debemos saber a qué se refiere esta declaración nutricional. Cito según el Reglamento (CE) nº 1924/2006 relativo a las declaraciones nutricionales y de propiedades saludables en los alimentos.

  • Light/lite (ligero): las declaraciones en las que se afirme que un producto es «light» o «lite» (ligero), y cualquier otra declaración que pueda tener el mismo significado para el consumidor, deberán cumplir las mismas condiciones que las establecidas para el término «contenido reducido»
  • Contenido reducido en calorías/nutrientes: solamente podrá declararse que se ha reducido el contenido en calorías o de uno o más nutrientes, así como efectuarse cualquier otra declaración que pueda tener el mismo significado para el consumidor, si la reducción del contenido es de como mínimo, el 30% en comparación con un producto similar

¿Cómo? Pues sí; que un alimento o producto sea light quiere decir que se ha reducido y no eliminado su contenido en calorías, grasas, azúcares… como mínimo un 30% de la versión de referencia del alimento (la que no es light, la original). Así que, un alimento light es lo mismo que un alimento donde ponga contenido reducido en calorías, grasas o azúcares.

Hecha la ley hecha la trampa

En general para conseguir que un alimento tenga un contenido menor en calorías lo que hacen las industrias alimentarias es reducir y/o sustituir alguno de los componentes del alimento de referencia. Para ello, se disminuye su cantidad en azúcares sustituyéndolos por edulcorantes o se reduce la cantidad de grasas utilizando sustitutivos de estas. Pero esto no siempre es así, existe la ley pero no el control del etiquetado:

  • Hoy en día encontramos en el supermercado alimentos donde aparece la palabra light pero que su reducción calórica no llega a ser como mínimo del 30% menos con respecto a su versión de referencia (original).
  • Nos venden el alimento en raciones más pequeñas para que este por unidad tenga menos calorías que la versión no light.
  • Recomiendan consumir cantidades menores del alimento para que no nos aporten las mismas calorías que el alimento de referencia.
  • Las versiones light deberían de contener en su etiquetado, además del porcentaje de reducción de calorías, el valor energético del producto de referencia para que el consumidor pudiera comparar las dos versiones, y en la mayoría de los casos no es así.

En conclusión, nos venden como alimentos light, alimentos que lo único que les han hecho es reducir su ración de venta al público (ejemplo: panes de leche) o recomendar que se consuman en cantidades menores (ejemplo: cacao en polvo como ColaCao). Pero ¡ojo! su contenido calórico es el mismo que el de la versión no light. Además, el etiquetado no es claro y nos puede confundir.

Entonces, ¿los productos light adelgazan?

En la actualidad existe un culto al cuerpo  y una gran preocupación por la salud y ser aceptados físicamente en sociedad. Esto ha hecho que las industrias alimentarias aumenten su oferta de alimentos light, sin, etc. Sin embargo, nosotros los consumidores no siempre hacemos un consumo responsable de estos productos.

Las personas que se encuentran en unas correctas condiciones de salud no tienen por qué recurrir a las versiones light, aunque sí que se consideran adecuados para aquellas personas que deben de restringir el aporte de calorías, grasas y/o azúcares de su dieta debido a problemas de salud como obesidad, diabetes, colesterol, hipertrigliceridemia, etc.

Aun así, para consumir alimentos con una baja cantidad de calorías, grasas y/o azúcares no es necesario recurrir a las versiones light de los alimentos. Limitando el consumo de alimentos calóricos, cocinando de manera adecuada, siguiendo una dieta equilibrada y practicando ejercicio físico conseguimos bajar de peso de manera saludable. Además, las versiones light suelen ser más caras que las versiones originales.

Errores  

Varios estudios revelan que la información nutricional que indica bajos niveles de grasas o energía hace que esos alimentos sean más consumidos que los alimentos originales. Y concluyen diciendo que el etiquetado nutricional puede causar errores de percepción en los consumidores y hacer que se consuman más los alimentos light creyendo que son más saludables.

Por eso debemos tener cuidado y saber que:

  • Aunque las versiones light suelen aportar menos calorías, grasas o azúcares que las versiones de referencia, algunos de estos alimentos siguen conteniendo grasas y azúcares de manera significativa como es el caso de las mayonesas, mantequillas, bollería y los quesos.
  • Consumimos más cantidad del producto pensando que al ser light podemos comer más cantidad. Por ejemplo, una cucharada de mayonesa tiene el doble de calorías que una cucharada de la versión light. Pero si nos ponemos dos cucharadas de la light pensando que es “más sana” acabamos consumiendo las mismas calorías. Corremos el riesgo de no beneficiamos de la reducción de calorías.
  • Si abusamos de los productos light, podemos crear desequilibrios nutricionales. No hay que olvidar que las grasas y los azúcares se han de consumir sin excesos ni defecto.
  • Hay que leer el etiquetado de los productos light y compararlo con su versión de referencia. Nos pueden engañar como ya he citado en el apartado hecha la ley hecha la trampa.
BIBLIOGRAFIA 
  1. Reglamento (CE) No 1924/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo de 20 de diciembre de 2006 relativo a las declaraciones nutricionales y de propiedades saludables en los alimentos (Corrección de errores).Diario Oficial de la Unión Europea, L12, 3-18.
  2. Palou A. (2013) “Declaraciones de salud en los alimentos, nutricionales y de propiedadessaludables, en la Unión Europea” en Fundación Española de la Nutrición (FEN). Libro blanco de la nutrición en España.
  3. McCannM, Wallace J,RobsonP, RennieK, McCaffreyT, Welch Influence of nutritionlabelling on food portionsizeconsumption. Appetite. 2013 June;65:153-158.
  4. es. Los alimentos tipo light a examen. Fecha de acceso 14 de diciembre de 2014. URL disponible en: http://www.consumer.es/alimentacion/aprender-a-comer-bien/alimentos-light/index.php.
  5. Niva, M., Jauho, M., Mäkelä J. “If I drink it anyway, then I rathertake the light one”. Appropriation of foods and drinks designed for weight management amongmiddle-aged and elderlyFinns, Appetite. 2013 May; 64: 12-19.

 

- Publicidad -
¡Mantente actualizado gratis!

Recibe en tu correo los últimos artículos y vídeos sobre nutrición y salud, recetas y menús saludables. Un máximo de 2 e-mails al mes con información útil y práctica.

Tu información no es compartida con terceros

PIDE CITA CON UN NUTRICIONISTA

Reserva hora y ten una visita con un nutricionista de Alimmenta mediante videoconferencia. Cambia de hábitos hoy mismo con la ayuda de Alimmenta.

Patricia Nevot
Soy diplomada en Nutrición Humana y Dietética (CESNID). Tras colaborar como dietista en diversos Servicios de Nutrición a nivel clínico y deportivo, decidí realizar el Máster en Nutrición y Metabolismo (UB). Orienté el segundo año de máster hacia la investigación y por ello participé en estudios experimentales sobre la respuesta inmunitaria y los flavonoides del cacao. Actualmente trabajo en restauración colectiva hospitalaria y escribo artículos sobre alimentación-nutrición. Creo que la educación-intervención nutricional es fundamental para que se creen unos hábitos alimentarios saludables y se minimicen varios problemas de salud pública actuales. Sigo formándome y reciclándome, creo que nunca se sabe suficiente y que no hay una única verdad.

2 COMENTARIOS

  1. Revisando este articulo con mención a que al menos para que sea light debe tener un 30% menos de total calórico normal, se me viene a la cabeza que la palabra light será reemplazada por el marketing de las marcas por «life» como esta ocurriendo con la nueva Coca Cola. Tan solo pintaran de verde los productos y se lanzara una nueva moda.
    Veremos como se da 😀

DEJAR UNA RESPUESTA

¡Introduzca su comentario!
Por favor, escriba su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Publicidad

Últimos artículos

NUTRICIONISTA ONLINE

dietista nutricionista online

Recibe gratis en tu correo información sobre alimentación y salud escrita por dietistas-nutricionistas.

Su e-mail no será compartido nunca con terceros